MUNDO DE LA CÁMARA KIRLIAN

El halo que rodea a los seres vivos

Radio en vivo

En 1.939 el matrimonio Kirlian trabajaba en el laboratorio del hospital Alma-Ata, de la extinta Unión Soviética, experimentando con campos electromagnéticos de alto voltaje. En el transcurso de uno de estos experimentos Semyon Kirlian recibe una descarga en una de sus manos y es en ese momento cuando se percató de que una especie de halo luminoso le rodeaba la misma. A partir de entonces abandonaron todas sus actividades para dedicarse por entero a la investigación de ese halo luminoso.

Los primeros experimentos con fotografías de Alta Tensión se remontan a finales del siglo XVIII. George C. Lichtemberg, en 1777, obtuvo una especie de figuras esparciendo polvos de licopodio sobre una placa altamente electrizada. Aquellas figuras recibieron el nombre de figuras de Lichtemberg.

Cincuenta años después, un investigador llamado Karsten fabricó un condensador (componente eléctrico que consiste en dos placas separadas por un aislante o dieléctrico) en el que las placas estaban formadas por un trozo de cobre y una moneda. Entre ambas placas, a modo de dieléctrico, colocó un trozo de vidrio muy delgado y aplicando alta tensión a las placas comprobó que cuando esta desaparecía quedaba sobre el vidrio la imagen de la moneda.


Un Halo luminoso

En los años 60, científicos rusos, describieron la aureola que recubre el cuerpo como una especie de doble que habita en las personas de forma permanente e indisoluble. Al final de esta década se confirmaba la hipótesis: el "halo" no era una simple emanación del cuerpo físico, se trataba de una estructura integrada por electrones e iones en estado libre.

El llamado efecto Kirlian, básicamente ocurrió por casualidad. Su nombre es recibido de sus descubridores, Semyon y Valentina Kirlian. Éste matrimonio trabajaba, a finales de los años 30, en la posibilidad de fotografiar cuerpos sometidos a intensos campos eléctricos de alta frecuencia. Desde que ocurrió el increíble descubrimiento del "halo" luminoso, Los Kirlian, se dedicaron únicamente a la investigación de este fenómeno.

El sistema que utilizaron fue inventado por el propio Semyon y, tras muchas pruebas, llegaron a la conclusión de que al poner un objeto en contacto directo con la película fotográfica y en presencia de un campo eléctrico intenso de alta frecuencia la película registraba una intensidad luminosa alrededor del cuerpo expuesto.

A partir de entonces un extenso índice de científicos, rusos y americanos, volcaron sus estudios a estas emanaciones luminosas que recubrían el cuerpo de los seres humanos.

Los investigadores descubrieron que no se trataba de un "halo" estático sino que cambiaba de forma de un instante a otro. El fenómeno fue definido científicamente como Cuerpo Bioplasmático o Cuerpo de Plasma Biológico. Pero la verdadera cuestión radicaba en encontrar una explicación racional que revelara la naturaleza del fenómeno y la función que podría desempeñar este misterioso efecto.

La suposición de que el "halo" refleja las condiciones de salud del cuerpo se suscitó a partir del experimento llevado a cabo por sus descubridores. Estos fotografiaron la hoja de un árbol inmediatamente después de ser arrancada. La foto reflejó una importante intensidad de color, en forma de halo luminoso, que rodeada a la hoja. A medida que la hoja se marchitaba disminuyó progresivamente la intensidad de color llegando al momento en que el "halo" desapareció.

Kirlian pensó, trás este experimento, que existía una relación directa entre la configuración e intensidad del " halo" Bioplasmático y la salud del Cuerpo Físico.

Fotografía cámara Kirlian por:

JCBaruque Hernández

© 2005 Un mundo misterioso. JCBaruque Hernández